La Inteligencia Emocional en la Educación

Introducción

El término de inteligencia emocional es utilizado por primera vez en los comienzos de los 90´s por los psicólogos Peter Salovey de la Universidad de Harvard y John Mayer de la Universidad de New Hampshire (Salovey y Mayer, 2004). Estos lo utilizaron para describir las cualidades emocionales que parecen ser más importantes a la hora de tener éxito en la vida. El auge de la utilización de este concepto comienza cuando se descubren sus consecuencias para la crianza y educación de los niños, tal auge se amplió hasta los sectores empresariales, prácticamente a todas las relaciones interpersonales y emprendimientos humanos (Shapiro, 1997).

El manejo adecuado de las emociones se puede poner en práctica más eficientemente en las escuelas. En Estados Unidos, a pesar de la controversia entre los educadores en cuanto a la aceptación de temas de salud mental en la educación, en los últimos años se han gastado cientos de millones de dólares en la enseñanza de conocimientos sociales y emocionales. La experiencia de las prácticas en las aulas de clase, demuestran que las emociones de los alumnos están influyendo para que el clima se torne adverso para el aprendizaje. Los docentes tienen que resolver problemas de convivencia, dejando de lado lo académico.

Quedando evidente que los maestros de hoy, tienen que procurar, más que manejo de contenidos, destrezas para regular las emociones de sus alumnos. A pesar de que esta necesidad no es nueva, y se tienen muchas advertencias sobre el cambio inminente de las prácticas pedagógicas, aún se mantiene el tradicionalismo que tiene como fin alcanzar alumnos con un alto Cociente Intelectual. Es necesario reemplazar la receta de la exigencia y los ruegos por una enseñanza que despierte el interés de asociar lo nuevo con lo viejo, que se evidencie la coherencia de la enseñanza con los desafíos que da la vida, que se utilicen técnicas diferentes que estimulen las diferentes inteligencias a través de prácticas pedagógicas pertinentes, erradicando las clases tradicionalistas para que los alumnos atiendan y aprendan significativamente (Antunes, 2005).

Definición de términos

Cociente Intelectual: La forma más corriente de expresar el nivel de desarrollo mental con relación a la edad real o cronológica. Número que representa el grado de conocimiento, comprensión y entendimiento de las cosas.

Conductas: Manera como los seres humanos se comportan en un medio determinado.

Conductas prosociales: Comportamientos que reflejan la preocupación por los demás y la sociedad en general. (Antunes, 2005).

Cultura: Es el conjunto de todas las formas, los modelos o los patrones, explícitos o implícitos, a través de los cuales una sociedad regula el comportamiento de las personas que la conforman.

Desarrollo moral: Avance cognitivo y emocional que permite a cada persona tomar decisiones cada vez más autónomas y realizar acciones que reflejen una mayor preocupación por los demás y por el bien común. Juicios aprendidos sobre aceptación o desviación a la norma (Antunes, 2005).

Emociones: Se denomina emociones a todas aquellas sensaciones y sentimientos que posee el ser humano al relacionarse con sus semejantes y con el medio en general. (Shapiro, 1997).

Emociones sociales: Son aquellas que llevan al ser humano a realizar acciones altruistas, donde se refleja la preocupación por los demás y la sociedad en general. (Antunes, 2005).

Inteligencia Emocional: Es la capacidad para reconocer sentimientos propios y ajenos, y la habilidad para manejarlos (Goleman, 2005).

Inteligencia interpersonal: capacidad para comprender las intenciones, motivaciones y deseos de otras personas (Gardner, 1998).

Inteligencia intrapersonal: capacidad para comprenderse uno mismo, apreciar los sentimientos, temores y motivaciones propios. (Gardner, 1998).

Emociones sociales: Son aquellas que llevan al ser humano a realizar acciones altruistas, donde se refleja la preocupación por los demás y la sociedad en general. (Antunes, 2005).

Inteligencia Emocional: Es la capacidad para reconocer sentimientos propios y ajenos, y la habilidad para manejarlos (Goleman, 2005).

Inteligencia interpersonal: capacidad para comprender las intenciones, motivaciones y deseos de otras personas (Gardner, 1998).

Inteligencia intrapersonal: capacidad para comprenderse uno mismo, apreciar los sentimientos, temores y motivaciones propios. (Gardner, 1998).

Teoría sobre la inteligencia emocional

Las emociones morales según Lawrence E. Shapiro

Shapiro (1997) considera al desarrollo moral inadecuado como una falta de conciencia plenamente desarrollada que afecta muchos aspectos de la sociedad, tanto en escuelas como en las calles, atentando contra la integridad de los valores sociales, siendo esto un llamado para replantear la forma en la que se está impartiendo la educación, la cual no debe ser exclusiva responsabilidad de las escuelas, en donde no solo deben aprender contenidos, sino también es necesario el aprendizaje de la regulación de las emociones morales.

Utilidad de un buen manejo de las emociones según Celso Antunes

Hay un absurdo dualismo entre lo que la cultura valora y el papel de las emociones en el difícil arte de vivir. Con el ejemplo de un alumno brillante intelectualmente hablando, pero que en su vida de adulto siempre estuvo desajustado, el autor demuestra que son las emociones y no el cociente intelectual (CI) alto el que lleva a un individuo al éxito en la vida cotidiana. El autor superpone la emotividad sobre la intelectualidad a la hora de solucionar problemas del diario vivir a través de la evolución de nuestra especie.

Lazarus y la emoción como motivación

Lazarus (1999) en su libro “Stress and Emotion. A new synthesis”, considera la emoción como un motivador, donde hace énfasis en el uso de metodologías cualitativas o combinadas sobre las narrativas emocionales. Se centra en las emociones durante el proceso de estrés, donde obtuvo mayor información sobre el proceso que en ninguna otra variable. Considera que los conceptos: estrés, emociones y afrontamiento forman una sola unidad conceptual, en donde la emoción es el concepto supra ordinal, porque incluye el estrés y el afrontamiento.

La inteligencia emocional de Daniel Goleman (2005).

En su libro, el autor se pregunta porque algunas personas están dotadas de un don especial que les permite vivir bien, a pesar de no destacar por su inteligencia; también cuestiona porque no siempre los alumnos que demuestran una mayor inteligencia en las aulas terminan siendo los más exitosos y termina sus cuestionamientos reflexionando acerca de la capacidad que tienen algunas personas para enfrentar contratiempos, superar obstáculos y ver sus dificultades bajo un punto de vista diferente a otras personas.

Inteligencias múltiples de Gardner

Howard Gardner(1998), creador de la teoría de las Inteligencias Múltiples define la inteligencia como: “La capacidad de resolver problemas o elaborar productos que sean valiosos en una o más culturas”. Si se habla de capacidad entonces podemos decir que esta se puede desarrollar dependiendo de las experiencias y procesos de aprendizaje a que sea sometido el alumno. Gardner (1998) menciona nueve tipos de inteligencia que son: Inteligencia Musical, Inteligencia Visual – Espacial, Inteligencia Verbal, Inteligencia Lógica – Matemática, Inteligencia Intrapersonal, Inteligencia Interpersonal, Inteligencia Corporal – Kinestésica, Inteligencia Naturalista e Inteligencia Emocional.

Lectura recomendada (ver en:)
http://www.eduardpunset.es/17917/general/nuestra-cultura-heredada-no-sabe-nada-de-emociones

Referencias
Abarca, Mireia; Marzo, Lourdes & Sala, Josefina (2002). La educación Emocional y la interacción profesor/a-alumno/a. Revista Electrónica Interuniversitaria de Formación del Profesorado, 5(3). Consultado el 03 de Septiembre de 2010 en http://www.aufop.org/publica/reifp/02v5n3.asp
Alzate, R. (1998) Análisis y resolución de conflictos. Una perspectiva psicológica. Bilbao, Universidad del país Vasco.
Antunes, C. (2005). Educar en las emociones. Buenos Aires, Argentina: SB.
Arfouilloux, c. (1997). La entrevista con el niño, el acercamiento al niño mediante el dialogo, el juego y el dibujo. España: Ediciones Marova
Borrás V., P. López y C. Lozares, (1999). La articulación entre lo cuantitativo y lo cualitativo: de las grandes encuestas a la recogida de datos intensiva. Q¨UESTII´O. Barcelona. 23 ( 3). p. 525-541
Fernández, B.M.C.; M.I. Pastor. (2008). La educación emocional en los ámbitos formal y no formal. Propuesta aplicable a una visita museística. Revista Complutense de Educación. 19 (2). Pp. 347-366
Galeano, M. (2004). Diseño de proyectos en la investigación cualitativa. Medellín. Fondo Editorial Universidad de AFIT.
Gardner, H.(1998). Inteligencias múltiples. La teoría en la práctica. Barcelona España: Paidós.
Giroux, S. y G. Tremblay. (2004). Metodología de las ciencias humanas. La investigación en acción. México. Fondo de Cultura Económica. 280 p.
Goleman, D. (2005). Inteligencia emocional. España:Ed. Kairós.
Hernández S. R., C. Fernández C. y P. Baptista L. (2010). Metodología de la investigación. (5ª edición). Distrito Federal, México. Mc Graw Hill.
Lazarus, R.S. (1999). Stress and emotion. A new synthesis. New York: Springer
Martínez, V. (2005). Conflictividad escolar y fomento de la convivencia [Versión electrónica], Revista Iberoamericana de Educación, (038), pp33-52
Moreno, J.M, Torrego, J.C. (1999) Resolución de conflictos de convivencia en centros escolares, Madrid, UNED
Peñalver, M.O. (2009). Emociones colectivas: la inteligencia emocional de los equipos. Barcelona: Alienta.
Salovey, P.; M.A. Brackett.; J.D. Mayer. (2004). Emotional Intelligence. Key Readings on the Mayer and Salovey model. New York: Dude Publishing
Saravia G. M. A. (2006). Orientación metodológica para la elaboración de proyectos e informes de investigación. apuntes de Metodología de la Investigación Científica de la Universidad Católica Boliviana. Publicado en http://www.conacyt.gov.bo/convocatorias/publicaciones/Metodologia.pdf
Shapiro, L. (1997). La inteligencia emocional de los niños. Buenos Aires: Javier Vergara Editor S. A.

  1. abril 11, 2013 en 12:15 pm

    Excelente entrada que comparto y suscribo. ¡¡Felicidades y Gracias!! Lo referencio en mi blog quisiera.

    Un cordial saludo.
    Juan Bernardo montejb

  1. No trackbacks yet.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: